Prueba: Kymco Agility City 125 2011

Prueba: Kymco Agility City 125 2011
5 (100%) 1 voto

Uno de los fijos en el “top 5” de motos más vendidas, el Kymco Agility City 125 es un scooter económico de rueda alta y precisamente ahora se acaba de presentar su nueva generación, el Agility City 16+ 2014.  Probamos la versión que deja el relevo, un scooter que llena las calles de las grandes ciudades y que ahora podrás conseguir a un precio más que interesante.

Kymco Agility City 125 2011
Kymco Agility City 125 2011

Se trata de un scooter de rueda alta con motor de 125 cc y con un precio de tarifa de 1.849 €, que ya está bien, pero resulta que en ese precio incluye el baúl trasero y seguro anual para conductores ‘convalidados’. Su precio de derribo seguro que ha sido su gran arma para venderse como se ha vendido, pero vamos a darle un repaso para ver qué ofrece.

Estéticamente es sencillo, un scooter estrecho grandes llantas de 16 pulgadas y neumáticos muy delgados. Tiene una pequeña pantalla y combina dos colores, en nuestra unidad blanco y negro mate.

Equipamiento de la Kymco Agility City 125

Equipamiento poco, como es lógico en un scooter tan barato. Cuadro de instrumentos mínimo con velocímetro, odómetro e indicador de nivel de combustible analógico. Eso sí, tiene un pequeño reloj horario digital.

Cuadro de instrumentos sencillo
Cuadro de instrumentos sencillo

Tiene gancho portabolsas, un pequeño hueco tras el escudo (con llave), plataforma plana y bajo el asiento (sin apertura remota) dicen que cabe un casco jet. El nuestro no entra, pero sí cabe de sobra un integral en el baúl trasero que trae de serie. Punto negativo: La boca de llenado del depósito está debajo del asiento y es fácil que salpique gasolina manchando lo que llevemos en el ‘maletero’.

Las piñas de luces son sencillas pero cómodas y la postura de conducción muy natural. Es pequeño pero no vas agobiado (y yo mido 1,85 m), la plataforma es baja, el manillar alto y los retrovisores no te obligan a desviar la mirada en exceso. La pequeña pantalla desvía suficiente viento, igual que el escudo, pero cuando llueve echamos de menos más protección.

El acompañante cuenta con dos buenos asideros, bastante espacio en el asiento pero poco para los pies. La plataforma se prolonga hacia atrás por ambos lados para dar cabida a los pies del acompañante, pero estarían mucho mejor unas estriberas plegables.

Motor y parte ciclo de la Kymco Agility City 125

Poco espacio, pero tiene baúl
Poco espacio, pero tiene baúl

El propulsor del Agility City no es de última hornada y tampoco está exprimido al máximo de la potencia legal para los convalidados del carné B. Es un 125 con 9,37 CV a 7.500 vueltas y un par motor de 9,3 Nm  a 6.000 rpm. Si lo comparamos con el moderno K-XCT 125 (ver prueba) o el Super Dink 125 (ver prueba) con 14,5 y 15 CV de potencia respectivamente, está claro que no hay color (claro que también cuestan 3.200 y 3.000 euros). Pero el Agility juega con la baza del peso, con 121,5 kilos aprovecha esos 9 CV. La refrigeración es por aire, tiene dos válvulas y alimentación por carburador, muy sencillo. Eso sí, un motor muy probado y con un ‘detalle del pasado’ que se agradece, tiene pata de arranque, gracias a la cual podemos salir del apuro si un día nos quedamos sin batería (cosa que no tienen los motores modernos).

Chasis multitubular de acero, horquilla convencional en el eje delantero y doble amortiguador en el trasero. Llantas de 16 pulgadas con neumáticos de 100 delante y 120 detrás. Frenos de disco en las dos ruedas, 260 mm con pinza de un pistón delante y 240 mm y dos pistones detrás. También sencillo pero suficiente para las prestaciones de este Kymco.

La velocidad máxima real declarada es de 90 Km/h y el consumo medio de 3,3 litros a los cien, así que con un depósito de 5,8 litros tenemos para recorrer (teóricamente), 175 kms. En realidad a los 120 hay que repostar.

Acelera mejor de lo que parece, aunque le falta velocidad punta. En este vídeo puedes ver cómo sale desde parado y lo que tarda en hacer el 0-60. Con otros modelos medimos también el 0-90, pero dadas las características del tramo, el Agility no ha sido capaz de llegar a 90 Km/h de marcador.

Este vídeo muestra una prueba de aceleración con salida parada en un tramo de unos 500 metros de longitud cortado al tráfico y con ligera pendiente ascendente en los últimos metros. No es una prueba válida para homologar, pero sí nos sirve de referencia para comparar con otros scooters probados en ese mismo tramo.

Prueba dinámica de la Kymco Agility City 125

El Agility City es un scooter que no engaña, incluso sorprende cuando te pones a los mandos. ¿Tiene pegas? Por supuesto, todos las tienen y éste más, pero si lo valoramos en su justa medida y teniendo en cuenta su precio, tiene su ‘puntillo’.

Muy ágil y la rueda alta le da estabilidad
Muy ágil y la rueda alta le da estabilidad

Para empezar la postura es muy cómoda y carga peso en la rueda delantera, lo  que nos aporta sensación de seguridad y agilidad. La rueda alta aporta un extra en estabilidad y también seguridad en los baches, y aunque en teoría resta agilidad, el Agility se llama así por algo y cambia de dirección con mucha facilidad. Eso sí, no busques grandes inclinaciones porque los neumáticos no permiten muchas alegrías.

Ciudadano económico
Ciudadano económico

Las suspensiones cumplen y los frenos también. Hay que apretar la maneta un poco fuerte, pero bueno. El chasis sí que flexa y en fuertes frenadas notas cómo el manillar se aleja de ti. De hecho en los baches se suma la actuación de las firmes suspensiones con la flexión del chasis, lo bueno es que no ‘se desmonta’ como les pasa a los de rueda pequeña.

Es estrecho y entra muy bien entre coches, pero claro, la protección aerodinámica es escasa. La salida desde parado es más rápida de lo que parece porque el motor trabaja bajo de vueltas y te da la sensación de que no ‘corre’ tanto como en realidad lo hace. Sales de los semáforos más deprisa que los coches, con eso basta. Pero le falta un poco de velocidad máxima, de marcador llega a los 105 en llano, un poco justo cuando nos toca salir de ciudad, aunque sea cerca. Además a partir de casi 90 por hora le cuesta seguir acelerando, pero curiosamente en las cuestas arriba cae muy poco de velocidad y aguanta a 90 como un campeón.

La opinión del probador

Probando el Kymco Agility City 125
Probando el Kymco Agility City 125

El Agility City es sencillo y barato, pero también fácil de conducir, muy ágil en ciudad, cómodo y práctico. Al final resulta que te engancha porque es sincero, esperas poco de él y resulta que te da más de lo que piensas. Si no tuviese el cofre trasero sería otro cantar, pero con él incluso tienes buena capacidad de carga.

¿Puntos a mejorar? La velocidad máxima que se queda un poco escasa, la ubicación y capacidad del depósito de gasolina y que el cofre tiene diferente llave que el resto de cerraduras de la moto. Bueno, y puestos a pedir, unos neumáticos con más agarre.

Competidores de la Kymco Agility City 125

Ficha técnica del Kymco Agility City 125 2011 (1.849 € con baúl y seguro)

Compara la Kymco Agility City 125 con tres de sus rivales a la vez en nuestro comparador de motos.

GALERÍA DE FOTOS KYMCO AGILITY CITY 125 2011

Vestuario: Casco Givi 40.2 GT, chaqueta Acerbis Clypse, guantes Suomy Metropolis

Sobre Masmoto.net

Mira también...

KTM 1050 Adventure 2015

Prueba: KTM 1050 Adventure 2015

En líneas generales las motos trail cada vez son más asfálticas, cómodas y viajeras, por suerte hay modelos como la KTM 1050 Adventure que mantienen el espíritu original de este segmento.

  • pedro

    yo tengo una y bueno estoy un poco descontento en algunas cosas pero es eso por 2.000 y pico que me valio; aveces oy de barcelona a blanes con ella y me va bien me paro en mitad de camino por el miedo que la queme…..; Como no se si se sobrecalienta ….. ;
    y el consumo de gasilina avenes la llego asta dos veces a la semana si llevo a otra persona;
    y mira que no soy de correr y siempre soy prudente con eso…
    Pero bueno de momento voy sobre viviendo con ella y aveces me hecho algunas salidas cerca de casa para cojer un poco de carreteta.

  • Fernando

    Estoy muy contento con la moto siempre vamos dos ocupantes 170 kg de peso y se porta como una campeona yo hago 130 km con 4’5 litros de momento no me dejan pasar de 60 pues tiene 250 km pero ya la he puesto una vez de forma esporádica a 90 km la tratare bien y espero me dure mucho creo haber hecho buena compra

  • jose luis

    El mío es de 2010, de aguja alcanza 105, y para trabajar en el dia a día estoy súper contento,y utilizaba la misma llave para todo, digo utilizaba porque me forzaron el baul y ahora tengo otra llave, con mi peso 94 kgs me gasta un 3,5 aprox. sigo pensando que no entran 5,8 litros, nunca se los he puesto y eso que me quedé una vez sin gasolina

  • A mí me gustó mucho y muy orientado a los conductores hartos del tráfico matinal.