Participamos en las 24 horas Scomadi, todo un reto para este scooter de 125 cc

Participamos en las 24 horas Scomadi, todo un reto para este scooter de 125 cc
5 (100%) 1 voto

(Madrid, España). Motorien, distribuidor de Scomadi en España, ha organizado una jornada muy especial con su scooter cromado, el Scomadi TL 125 Chrome. Este 125 de estilo retro y con diseño inspirado en Lambretta (prueba Lambretta LN 125) llama la atención y mucho gracias a su exclusiva decoración cromada.

Puente de Vallecas con el Scomadi TL 125 Chrome
Rodando por el Puente de Vallecas con el Scomadi TL 125 Chrome

No, no te estoy hablando de cromados en plan custom, en el caso de este scooter toda su carrocería es cromada. Curioso ¿no? Tiene un precio de tarifa de 2.650 euros, 200 más que las versiones con pintura normal, pero en cualquier caso el precio final sigue siendo muy ajustado. El propulsor es un 125 de cuatro tiempos con refrigeración por aire que desarrolla 9,5 CV de potencia máxima.

Tiene llantas de 12 pulgadas, frenos de disco en las dos ruedas, depósito de 11 litros y un cuadro de instrumentos digital con múltiples funciones que no es nada retro. Pero si quieres saber más de este scooter, aquí tienes todos sus datos:

Vamos a lo que vamos, Motorien decidió organizar una jornada de prueba muy peculiar con este scooter, el plan consistía en tenerle rodando por Madrid durante 24 horas seguidas. 24 horas, 24 periodistas dándole al mango del Scomadi durante una hora.

24 horas sin parar para este scooter cromado
24 horas sin parar para este scooter cromado

Tras la seguro que complicada gestión de los turnos el pasado miércoles 13 de julio a las doce del mediodía el Scomadi TL 125 se ponía en marcha para recorrer un buen puñado de kilómetros por ciudad en un constante arranca-para de semáforo en semáforo durante 24 horas seguidas.

Mi turno llegaba justo en el ecuador de la prueba, a las 0:00 horas del jueves 14 de julio. Por una parte es una hora un poco tardía, pero no tenía muchas opciones, ya que el día 13 estuve en Barcelona en una presentación de coches para Mascoche.net y mi avión aterrizaba casi a las once de la noche.

Del aeropuerto salí corriendo al concesionario Moto V4 de Madrid situado en la calle Los Mesejo 14, que era la base de esta prueba maratón. Tras conectar mi scooter a un cargador de baterías (fui averiado desde el aeropuerto) llegó el periodista que me daba el relevo. Repostaje para el Scomadi, foto de rigor y salimos a rodar.

Comienza mi turno, son las 0:00 horas del jueves 14 de julio
Comienza mi turno, son las 0:00 horas del jueves 14 de julio

Los primeros kilómetros por la M30 para hacer unas fotos dinámicas que la nocturnidad no dejó que el resultado fuese el deseado. Entramos en los túneles de la M30, Glorieta de Pirámides y Puerta de Toledo. Me despido del fotógrafo y me voy en busca de las zonas más céntricas de Madrid, ésas que por el día están tan colapsadas que hasta en moto se llegan a sufrir.

Ronda de Segovia, Gran Vía de San Francisco, Carrera de San Francisco, calle de la Cava Alta, Cava Baja, calle de Toledo, Colegiata, Tirso de Molina y de lleno la zona de Huertas. Calle de la Cruz, Príncipe y Plaza de Santa Ana, donde se tomó esta foto:

Una foto publicada por Masmoto.net (@masmoto_net) el

De ahí a la calle Huertas:

Una foto publicada por Masmoto.net (@masmoto_net) el

Y salimos de la zona para cruzar a la Calle Alcalá y poder hacer esta foto junto a la Puerta de Alcalá:

Una foto publicada por Masmoto.net (@masmoto_net) el

Y a partir de ahí nos olvidamos de las fotos para disfrutar de la noche madrileña en moto subiendo por Velázquez y bajando por Serrano para volver al Paseo del Prado, Atocha, Ciudad de Barcelona y entregar por fin el relevo.

En total aporté 21 kilómetros a la causa, que no está nada mal teniendo en cuenta que paré un montón de veces para hacer fotos y está más o menos en la media. Hay que tener en cuenta que los que circularon de día encontraron más tráfico y no les cundió tanto.

La prueba se realizó con una temperatura ambiente que osciló entre los 14 y 31 grados centígrados. Y es que por la noche refrescó bastante, yo iba con mi chaqueta de verano Hevik Aquiles y, como me despisté y dejé el forro en casa, acabé con un poco de frío.

Casi todos los periodistas que participaron, algunos no pudimos estar en la foto de grupo
Casi todos los periodistas que participaron, algunos no pudimos estar en la foto de grupo

24 horas para cubrir un total de 533 ciudadanos kilómetros, más o menos lo que recorre un scooter en uso urbano yendo a trabajar en un mes o mes y medio (depende de las distancias). No está nada mal, el resplandeciente Scomadi se portó como un campeón y fue objeto de multitud de miradas, comentarios y típicas preguntas de semáforo.

Y para que no tengas que leer más, te dejo mis impresiones sobre esta experiencia en el siguiente vídeo:

Sobre Iván Solera

Con menos de tres años ya se sabía todos los coches que había por la calle, pero a los veinte su gran pasión pasó a ser la moto, da igual que sea de campo, deportiva, minimoto… ¡se sube a todas! Probador vocacional de alma racing, disfruta con cada moto como si fuese la primera vez.

Mira también...

¿Chaqueta de moto obligatoria?

¿Chaqueta de moto obligatoria? El Congreso cerca de aprobarlo

El Congreso de los Diputados aprueba una proposición no de Ley que explora la posibilidad de hacer obligatorio el uso de una chaqueta de moto cuando se circula sobre ellas.