¿Cómo reparar por ti mismo un pinchazo en moto?

¿Aún no has votado esta noticia?

Sufrir un pinchazo en uno de los neumáticos de tu moto puede ser un problema francamente engorroso en determinadas circunstancias. Afortunadamente la tecnología tubeless (neumáticos sin cámara) evita reventones, minimiza las fugas de aire en caso de dar con un temido clavo, tornillo o similares y facilita una reparación de urgencia.

Cómo reparar un neumático de moto
Cómo reparar un neumático de moto

Lo normal en estos casos es llamar al servicio de asistencia correspondiente para que te reparen el pinchazo, pero no siempre es posible si la incidencia se ha producido en mitad de ninguna parte sin cobertura en el teléfono, fuera del asfalto o no tienes tiempo para esperar a que vengan a socorrerte. Por otro lado, a menos que tengas una Vespa clásica, el neumático de repuesto no es una opción.

El mercado ofrece diferentes alternativas para intentar reparar la fuga de aire por ti mismo, cada una con sus pros y sus contras. Lo más eficiente y seguro es un kit de reparación de pinchazos con punzón y mechas, como el que ofrece GIVI en su gama, pero veamos las diferentes opciones.

Opciones de reparación de urgencia

La espuma de reparación se presenta en un espray que introduce la espuma en el interior del neumático para sellar la fuga y darle algo de volumen.  Es lo suficiente para llegar al punto de reparación más cercano circulando despacio. No daña el neumático pero sí es bastante sucio. Para aplicarla en algunos casos es necesario quitar el obus de la válvula del neumático con una terraja y es muy normal que se salga bastante en el proceso y acabemos con las manos pegajosas.

Otra opción es prevenir con un líquido antipinchazos, que es válido también para neumáticos con cámara. Este producto se aplica antes de pinchar a través de la válvula siguiendo las instrucciones del fabricante, después rodamos unos kilómetros para que el líquido se reparta de manera uniforme por el interior y así éste será capaz de tapar la fuga que producirá el agente punzante que encontremos en nuestro camino. el problema de este sistema es que metemos peso extra a la rueda, lo que reduce la agilidad de la moto, además no es infalible.

Al final la solución más ‘profesional’ es la que ofrecen los kits de reparación como el S450 de GIVI. Se trata de un estuche que tiene todo lo necesario para reparar un pinchazo y recorrer más kilómetros con garantía hasta poder llegar a un taller.

Si tenemos la mala suerte de pinchar, debemos retirar el objeto punzante si es que sigue enganchado en el neumático, después con el punzón limpiamos la incisión en la goma para que sea unifome y permita que podamos introducir una mecha o parche de caucho. Introducimos la mecha, cortamos el sobrante y damos presión al neumático con las botellas de aire comprimido con las que cuenta el kit. Tiempo estimado 10 minutos si no lo has hecho nunca, no más.

Este método requiere cierta maña por parte del motorista, ya que la operación puede ser traumática para el neumático si tratamos con saña su carcasa. Pero bien reparado podemos seguir la marcha sin problema hasta un taller donde nos realicen una reparación profesional. En este vídeo puedes ver cómo se utiliza:

También te puede interesar:

Sobre Sergio Cobo

Periodista, futbolero y mercenario de la prosa, su debilidad es la competición y así lo transmite en sus textos. Prestad atención a sus tremendos seguimientos de las carreras, remembers de videojuegos sobre motos y encuestas de actualidad. Es un sabueso de las noticias y el community-manager de Masmoto.net, el rey de Facebook y Twitter.

Mira también...

¿Qué neumáticos le pongo a mi café racer?

¿Qué neumático elijo para mi moto café racer?

¿Presumes de preparación café racer? La puedes completar con unos neumáticos que le vayan a juego en imagen, aunque no es fácil acertar.